Pasarela de pago PayU Tarjetas Visa Tarjetas Mastercard Tarjetas American Express Diners Club Codensa Pagos Seguros en Línea Efecty Baloto

El nitrógeno es un aliado para mejorar el comportamiento de las llantas

Este gas está compuesto de 95% de Nitrógeno y 5% de oxígeno, sus beneficios te permiten ahorrar combustible, además, si te pinchas, durarán más tiempo en desinflarse que con aire.

Una de las opciones que nos ofrecen a la hora de inflar las llantas es el nitrógeno, este gas seco evita la oxidación de ciertos componentes de las llantas y permite mantener los materiales del caucho y sus propiedades en buen estado. 

Se cree que las llantas son las que cargan con el peso, sin embargo, la presión de aire es lo que sostiene el peso del vehículo. Al inflar las llantas con nitrógeno, las moléculas que tienen no se expanden, por lo tanto, no hay deformación en las bandas de rodamiento ni en las caras de la llanta.

Este gas está compuesto de 95% de Nitrógeno y 5% de oxígeno, sus beneficios te permiten ahorrar combustible, además, si te pinchas, durarán más tiempo en desinflarse que con aire.

Sin duda los beneficios del nitrógeno y sus prestaciones son la mejor opción a la hora mantener tus llantas.

Ventajas de inflar con nitrógeno las llantas

Inflar las llantas con nitrógeno trae el beneficio de una menor pérdida de presión
  • El oxigeno, segundo elemento que conforma el aire, hace que al nitrógeno le cueste más atravesar las fibras de la llanta y cause una pérdida menor de presión
  • Al no alterar la presión, facilita la pisada precisa de la llanta durante la tracción
  • Se puede volver a inflar con aire convencional en caso de una llanta pinchada en lugares donde no haya acceso a nitrógeno
  • No les afectan las altas temperaturas ni sus cambios bruscos
  • El nitrógeno favorece al ahorro de combustible
  • Cuida más el medio ambiente y emite menos CO2
  • Es compatible con cualquier llanta
  • El riesgo de incendio con nitrógeno es mucho menor ya que a diferencia del oxígeno, no es inflamable
  • Es una buena opción si viajas constantemente ya que regula la temperatura y permite menos desgaste

Anotaciones 

Hombre con manguera inflando llanta con nitrógeno
  • Cuando vayas a verificar la presión de las llantas, usa siempre los valores del manual del vehículo o los que vienen marcados en la calcomanía en la puerta del conductor
  • Llena las llantas con nitrógeno cuando estén frías para que la lectura sea simétrica
  • Todas las llantas en el largo plazo pierden aire por los costados, por lo cual este chequeo se debe hacer periódicamente
  • Aunque el aire tradicional es más fácil de conseguir, el nitrógeno siempre estará por encima a la hora de optimizar tus llantas

Carrito

No hay productos en el carrito.